Header Ads

Hablamos de autos...

Artículos de hogar

Ad Home

¿Cómo ahorrar dinero al contratar el seguro de mi vehículo?

Ahorrar en tu seguro significa pagar lo justo, ¿pero qué quiere decir esto? Pues esto quiere decir, que el coste de nuestro seguro, ha de ser razonable con nuestras circunstancias personales y la situación del mercado en ese momento.

Datos como la edad y fecha del carnet del tomador/conductor/asegurado, la marca, modelo y potencia del vehículo y el historial siniestral (bonificación) que haya tenido el tomador en otra compañía anterior, son los principales elementos que influyen en el precio del seguro.
Partiendo de esta base, tenemos que tener en cuenta, primero, que cada persona tiene unas circunstancias distintas, además nuestra siniestralidad en otras compañías de seguros puede variar mucho en unos casos y otros, y por tanto, el coste del seguro no puede ser el mismo para todos

Hay posibilidades de ahorrar dinero. Mantener en vigor un contrato de seguro año tras año, sin poner objeción alguna a las continuadas subidas de precio que suele experimentar nuestra póliza, no es una obligación. La dejadez, la confianza en el mediador, la buena experiencia con la aseguradora o la falta de tiempo, son algunas de las causas que nos llevan a aceptar esas pequeñas subidas que sufrimos.

Se trata de índices correctores que las aseguradoras aplican a la gran mayoría de pólizas. Démonos cuenta que el seguro es un negocio y las compañías han de compensar sus pérdidas procurando mayores ganancias.

Imagen: pixabay
Las entidades aseguradoras deben comunicar el incremento de prima con dos meses de antelación y ésta debe ser aceptada por el tomador directa o tácitamente. No obstante, la ley también posibilita a las entidades, incluir en el contrato de seguro, una cláusula que determine el posible aumento de prima, su porcentaje o los medios automáticos para su cálculo, con lo que, en este supuesto, no están obligadas a comunicarlo.

"Hay posibilidades de ahorrar dinero. Mantener en vigor un contrato de seguro año tras año, sin poner objeción alguna a las continuadas subidas de precio que suele experimentar nuestra póliza, no es una obligación"

Nadie mejor que nosotros para velar por nuestros intereses. Antes de tu renovación, pide presupuestos en varias compañías, ya sean compañías de reconocido prestigio corporativo o bien compañías low cost que operan a través de internet o por teléfono. Nuestras circunstancias personales pueden ser otras y la situación del mercado cambia contínua y frecuentemente por la tremenda competencia, por tanto, será algo que notemos en el precio.
 
Sin embargo, tenemos que tener presente lo referido en el artículo 22 de la LCS, en donde se indica que debemos comunicar por escrito a la aseguradora, nuestra intención de rescindir el contrato, y lo tenemos que hacer con un preaviso de dos meses de antelación. Con esto evitaremos que nos puedan reclamar más adelante. 

Podemos hacerlo mandando carta certificada con acuse de recibo a nuestro mediador, o a la sucursal de la compañía de seguros. Tambien podemos personarnos en sus oficinas con dos copias del escrito, para que podamos llevarnos una sellada por el mediador o la aseguradora con la fecha de entrada.
Si somos fieles a nuestra compañía o tenemos amistad o confianza con nuestro mediador, no tenemos por qué cambiar de aseguradora. Bastará con presentar los presupuestos que hemos obtenido. Tanto las compañías como los mediadores de seguros, disponen de descuentos adicionales que pueden aplicarnos para preservar su cartera. Además, si nuestro mediador es correduría, siempre pueden mirarnos precio en otras compañías.

Si eres el tomador del seguro y tu bonificación no es buena, inevitablemente tendrás que pagar más por tu seguro, tanto en la compañía actual, como en otras compañías donde pidas presupuesto. 

Esto es así porque tu historial de siniestros, queda registrado en una base de datos virtual a la que llaman Tirea, y a esa base de datos, acceden todas las compañías de seguros al realizar un presupuesto.

Si es este tu caso o eres una persona sin antecedentes en otras aseguradoras, lo único que puedes hacer es pedir permiso a un familiar o conocido que tenga buenos registros y que acceda a ser el tomador de tu póliza. Eso sí, tienes que hacer correctamente tu seguro para evitar problemas. Puedes saber cuáles son las figuras del contrato de seguro en este enlace.

ADVERTISEMENT

Con la tecnología de Blogger.